25/11/2020 BARCELONA

Gibraltar: la historia de un conflicto (y una convivencia) Parte I

El pasado mes de Agosto se produjo una escalada de tensiones entre España y Reino Unido por lo que respeta al contencioso sobre Gibraltar. Para entender cómo un simple conflicto pesquero entre dos pueblos colindantes está poniendo en peligro las relaciones diplomáticas entre dos aliados, además de dos de los países más grandes de la UE, hay que entender el contexto histórico que ha llevado a Gibraltar hacia la situación actual.

(Nota: Este artículo, excepto el comentario final, fue escrito a mediados de agosto, en plena escalada de tensiones.)

El pasado mes de agosto se produjo una escalada de tensiones entre España y Reino Unido por lo que respeta al contencioso sobre Gibraltar. Para entender cómo un simple conflicto pesquero entre dos pueblos colindantes está poniendo en peligro las relaciones diplomáticas entre dos aliados, además de dos de los países más grandes de la UE, hay que entender el contexto histórico que ha llevado a Gibraltar hacia la situación actual.

Los antecedentes del conflicto

Una foto de la frontera entre España y Gibraltar tomada en 1977

El conflicto moderno empieza: en 1963 España lleva a Naciones Unidas la reclamación de Gibraltar, sobre la base de la descolonización. En 1967 los llanitos, como se conoce a los gibraltareños, votan a favor de permanecer en Reino Unido, y en 1969 se ratifica una nueva constitución que establece un gobierno gibraltareño autónomo. Este año es recordado trágicamente por llanitos y linenses, ciudadanos de La Línea de la Concepción, ya que el gobierno español unilateralmente cerró y selló la frontera, en señal de protesta por dicha constitución, cortando el flujo de trabajadores y bienes, aislando al Peñón y a los llanitos, y separando a famílias y círculos de amistad.

En 1973 Gibraltar se une a la Comunidad Económica Europea, a la vez que Reino Unido. Sin embargo, no es hasta 1981 que los gibraltareños dejan de ser sujetos británicos para pasar a ser ciudadanos británicos (y europeos) de pleno derecho. En 1982 España abre parcialmente la frontera peatonal, y en 1984 se ve obligada a abrirla íntegramente como condición de acceso a la Comunidad Europea. Según el Proceso de Bruselas, desde ese momento hay igualdad de derechos entre gibraltareños en España y españoles en Gibraltar.

Desde entonces hay un balance de avances y retrocesos: en 2002 se empezó a hablar de soberanía conjunta (Reino Unido-España). Los gibraltareños la rechazan en referéndum, con un 98% de los votos en contra de ceder a España ni siquiera la soberanía parcial. Reino Unido afirma entonces que no tomará ninguna decisión sin el consentimiento del pueblo llanito. 2006 también es un año importante: se firman los Acuerdos de Córdoba, estableciendo el Foro de Diálogo tripartito (Gibraltar, Reino Unido y España), se restablecen los vuelos entre España y Gibraltar, y se aprueba una nueva constitución gibraltareña que transforma la Asamblea Legislativa en Parlamento, y establece la autonomía total de Gibraltar. Desde este momento, Reino Unido sólo se encarga de la defensa y las relaciones exteriores del Peñón, todo lo demás se gobierna a nivel local.

Posiciones oficiales

Los diferentes gobiernos involucrados en el conflicto mantienen posiciones diferentes respecto a él. Éstas son las que siguen:

  • Posición española: Mediante el Tratado de Utrecht se cedió el Peñón, el pueblo y el fuerte – España reconoce la soberanía británica sobre estos territorios. En ningún caso se cedieron ni el istmo, ni las aguas “territoriales”, ni el espacio aéreo, territorios que han sido posteriormente ocupados por Reino Unido, y cuya soberanía británica no es reconocida por España. España ha tratado de recuperar Gibraltar por vía militar y diplomática. Gibraltar es una colonia británica, y sólo se resolvería la cuestión de su descolonización mediante una devolución del Peñón al Reino de España. La cuestión de Gibraltar es un problema entre los dos Reinos, España y la Gran Bretaña, y debe por tanto ser solucionado bilateralmente entre ambos países. Una posible mesa de conversación deberá ser o bien a dos bandas, o bien a cuatro, con Gibraltar y Andalucía como observadores o miembros menores.
  • Posición británica: El Tratado de Utrecht es obsoleto. Hace trescientos años no había ni aguas territoriales (más allá de la defensa con cañones desde tierra), ni espacio aéreo. El Tratado también daba a Reino Unido el monopolio sobre la venta de esclavos en América del Sur, por constatar lo desfasado que Utrecht está respecto a la Europa del siglo XXI. El gobierno británico ha descolonizado Gibraltar con éxito, que en este momento es autosuficiente, cuenta con un gobierno propio, gibraltareño, y una constitución propia. Las relaciones bilaterales Reino Unido-España son obviamente mucho más importantes que un vestigio imperial, siendo dos de los socios más grandes de la UE, y contrarrestando a la hegemonía franco-alemana. Como ejemplo de los amplios intercambios entre ambos países, casi un millón de ciudadanos británicos residen en España, y Reino Unido es cada vez más popular entre la juventud española como fácil vía de escape de una España devastada por la crisis. Por todo esto, Reino Unido está dispuesto a negociar con España sobre la cuestión de Gibraltar. Sólo hay una condición: Reino Unido no decidirá absolutamente nada sin el consentimiento de los gibraltareños, ni siquiera empezar dichas negociaciones.
  • Las banderas de Gibraltar, Reino Unido y la UE ondean en Gibraltar.

    Posición gibraltareña: Gibraltar es territorio británico desde hace más de 300 años. Gibraltar tiene una constitución propia, y un gobierno autónomo, y por tanto no es una colonia. Gibraltar ni forma parte de España ni forma parte de Reino Unido, los gibraltareños son británicos de Gibraltar. España es un país enorme con el que hay enormes lazos culturales. El llanito, el medio de comunicación coloquial en Gibraltar es algo único, que puede entenderse como una base de español andaluz con muchísimos préstamos del inglés británico. Aunque la enseñanza es en inglés, es obligatorio estudiar español en el sistema educativo gibraltareño. También hay lazos comerciales. Miles de gibraltareños y ciudadanos británicos viven en La Línea y la zona aledaña, en España, y cruzan a Gibraltar a diario para trabajar. Sin embargo, fue España quien aisló a Gibraltar del mundo exterior durante dieciseis años, partiendo a familias y amistades, y ha sido siempre España quien ha querido absorber el Peñón sin tener en cuenta la identidad propia y única de Gibraltar. Reino Unido, por otro lado, ha tenido el Peñón abandonado durante bastante tiempo y, aunque británico, en Gibraltar se suele percibir al “inglés” como alguien de fuera. Es por eso que no quieren integrarse en el Reino Unido. No pueden ser independientes porque si Reino Unido cede la soberanía sobre Gibraltar, ésta recaería automáticamente sobre España a no ser que la cediera también (algo que no es probable que ocurra).

  • Posición linense: La Línea de la Concepción es la gran olvidada en este conflicto. El Gobierno español se escuda en La Línea para justificar sus medidas contra Gibraltar, pero en realidad éstas medidas suelen afectar a los linenses en igual o mayor medida que a los gibraltareños. Cuando se cerró la frontera en 1969, muchos linenses lo perdieron todo ya que entonces ambos pueblos funcionaban casi como uno solo. El gobierno de aquel entonces no invirtió en La Línea, para intentar crear puestos de trabajo. Cada vez que hay numerosos registros en la Verja, los gibraltareños dejan de cruzar a La Línea a efectuar sus compras y hacer sus actividades de ocio, resultando en dinero perdido para el pueblo. Los miles de linenses que cruzan a diario la frontera para trabajar en Gibraltar tienen dificultades en llegar a sus puestos de trabajo, lo que los hace más vulnerables al despido. Esto también dificulta que los linenses en paro puedan encontrar trabajo en el Peñón. El gobierno usa a los pesqueros españoles, pero no les ofrece alternativas viables. Todos los gobiernos esconden la horrible contaminación de las aguas de toda la Bahía de Algeciras. Las vías de acceso están colapsadas por los seis millones de turistas que visitan el Peñón anualmente, pero estos no dejan ni un solo euro en las arcas linenses.

[notice]Esta explicación está compuesta de dos partes: consulta la Segunda Parte aquí[/notice]

Esta es una explicación sin ánimo de lucro

¿Quieres recibir más explicaciones como esta por email?

Suscríbete a nuestra Newsletter:


Sergio Marin

(Soy de) Barcelona, España. (Vivo en) Bruselas, Bélgica. Tras una convalecencia que me hizo cambiar mi futuro como matemático por uno como politólogo, estudié el bachillerato británico por libre. Llegué a la Universidad de York donde me he graduado en Política y Relaciones Internacionales. Tras tres años en Inglaterra me mudé a París para cursar un Master en Política Europea en SciencesPo, y actualmente trabajo en el Parlamento Europeo en Bruselas. @Sergio_MZ


6 comments

  • Enrique

    08/10/2013 at

    Los ingleses son Piratas de nacimiento. Hacen todo para joder. Hagamos lo mismo. Tomemos poco a poco Gibraltar y cuando se den cuenta no quedarán ni los monos. No les tengamos miedo. A su poderosa Armada invencible se alío la tempestad. Con un poco de suerte el infierno se podrá congelar si le plantamos cara. Somo Españoles. Los mismos que descubrimos medio mundo. Ellos lo saben y saben que Gibraltar nos pertenece.Solo necesitamos que este Gobierno deje de dar palos de ciego y actúe. Por que creo que está escondido.

    Reply

  • donde las dan las toman

    08/10/2013 at

    Yo no soy experto,pero cualquier experto español os diria que este parrafo no es nada correcto :(En 1973 Gibraltar se une a la Comunidad Económica Europea, a la vez que Reino Unido. Sin embargo, no es hasta 1981 que los gibraltareños dejan de ser sujetos británicos para pasar a ser ciudadanos británicos (y europeos) de pleno derecho.)
    y como no experto os digo que gibraltar es un nido de piratas y un paraiso fiscal para los traficantes de todo tipo,y desde luego un grano en suelo español,saludos

    Reply

  • juan carlos

    08/10/2013 at

    Callate enrique

    Reply

  • David

    20/11/2015 at

    Este articulo me encanta mucho. Gracias.

    Reply

  • David

    20/11/2015 at

    Te odio mucho Lauryn Robinson.

    Reply

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

fourteen − 6 =

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.


Sobre nosostros

Con más de 2.000 explicaciones publicadas por más de 300 redactores de 45 países, United Explanations es la mayor plataforma online colaborativa de divulgación internacional en lengua española. Explicamos los asuntos internacionales con un enfoque de derechos humanos.


CONTACTO




Newsletter


¡Colabora con UNX!

Si tienes pasión por los asuntos internacionales y tienes formación o experiencia en la materia. ¡Únete a nuestro equipo haciendo click aquí!