05/12/2020 BARCELONA

Concesiones políticas para acallar las revueltas

Las revueltas de la dignidad ya hace meses que empezaron en el Mundo Árabe y son pocos los líderes que no han visto protestas en sus calles. Concesiones políticas sí, pero no todas valen y no todas cumplen las expectativas de los ciudadanos.


Ante el efecto contagio que se está viviendo tras el estallido de las revueltas árabes que comenzó en Túnez en enero de este mismo año y se extendió a países vecinos y no tan vecinos, líderes del Mundo Árabe han llevado a cabo concesiones políticas, sociales y económicas con el objetivo de atajar las protestas. Teniendo en cuenta la suerte que han sufrido los líderes vecinos en Túnez, Egipto o incluso Libia, los jefes de Estado de Marruecos, Argelia y Siria han llegado a la conclusión de que las reformas es un mal menor ante las consecuencias que pueden acarrear el desarrollo de las revueltas.

Así, el Presidente sirio Bachar Al Asad, el argelino Abdelaziz Buteflika y el rey marroquí Mohammed VI se han dirigido a sus poblaciones prometiendo avances en las reformas políticas, más oportunidades laborales y, en el caso de Siria y Argelia, el levantamiento del estado de emergencia en vigor durante décadas. Con estos movimientos los líderes pretenden acallar unas protestas que ya llevan meses repitiéndose en estos países. Pero, ¿hasta qué punto estas reformas cumplen con los objetivos de los árabes que han salido a la calle? ¿Son suficientes para suavizar los reclamos de unos ciudadanos que desafían a los regímenes y arriesgan su vida para exigir más libertad, democracia y oportunidades sociales?

Siria: el fin de 48 años de estado de emergencia no ha sido suficiente

El pasado jueves 21 de abril el Presidente sirio Bachar Al Asad aprobó un paquete de medidas, entre los cuales se encontraba el prometido levantamiento del estado de emergencia y otras medidas para crear más empleo, subir el sueldo a los funcionarios, mejor sanidad y control del gobierno.

El estado de emergencia llevaba vigente en Siria desde 1963 cuando el Partido del Baas, el mismo partido actualmente en el poder, llegó al poder tras un golpe de estado de la mano de Hafez Al Asad, padre del actual Presidente Bachar.

Tras el levantamiento del estado de emergencia, Al Asad advirtió que no se tolerarían más protestas y desplazó el Ejército a las ciudades donde más se han producido levantamientos. Sin embargo, las protestas han continuado a pesar de las reformas prometidas y el régimen las ha continuado reprimiendo cruelmente. Los muertos ya se cuentan por centenares y, a pesar del bloqueo mediático en el que se encuentra sumida Siria, no cesan de llegarnos noticias sobre choques entre el ejército y los rebeldes sirios y sobre el clima de terror que está reinando en el territorio sirio. El caso de Siria es diferente porque lo alauís ocupan todos los resortes de poder y el Ejército está controlado por la familia Al Asad, lo ue hace más difícil una división interna para impedir una represión sangrienta contra su ciudadanía, aunque existen posibilidades de que los militares se nieguen finalmente a disparar contra sus vecinos.

Las protestas en Siria parecían impensables hacía unos meses y sin embargo han ocurrido. Bachar Al Asad puede intentar contenerlas con unas reformas maquilladas, pero los ciudadanos sirios ya han perdido el miedo a salir a la calle y han demostrado que no se van a conformar con paliativos. No es la primera vez que los sirios escuchan estas promesas de reformas, lo que ellos piden ahora es un verdadero cambio con el pasado y no una réplica de la “Primavera (fracasada) de Damasco”.

Marruecos: Mohammed VI reforma las Constitución e indulta presos políticos

El monarca marroquí también anunció el 9 de marzo un recorte de sus poderes y una reforma de la Constitución para reforzar el poder del Gobierno y del Parlamento. El anuncio de estos cambios vino semanas después de que salieran a la calle el 20 de febrero miles de marroquíes. Estas reformas fueron respaldadas por el Consejo Europeoa propuesta de Nicolas Sarkozy y José Luis Rodríguez Zapatero.

Estas reformas no fueron suficientes para los marroquíes y pocos días después miles de marroquíes volvieron a salir a la calle para pedir al rey que ceda realmente sus poderes. El siguiente paso por parte del rey de Marruecos fue el indulto de casi 150 presos políticos, en su mayoría islamistas, y la reducción de la pena de casi 50 presos más. Tampoco han sido suficientes estas concesiones: miles de personas volvieron a salir a la calle pidiendo reformas inmediatas y contundentes. Las manifestaciones no han sido tan masivas en Marruecos, y la represión no ha sido tan violenta, ya que no todos los marroquíes piden un cambio de régimen. La mayoría coinciden en sus demandas por que se produzca un avance real hacia la democracia y una monarquía parlamentaria. Sin embargo, los ciudadanos magrebíes también han demostrado que no se conformarán con unas reformas a medias y han continuado manifestándose.

La explosión en una cafetería turística de Marrakesh hace un par de semana, atribuido por el Gobierno marroquí a Al Qaeda y desmentido posteriormente por el grupo de Al Qaeda que opera en el Magreb en un comunicado, abre muchos interrogantes sobre la evolución de las revueltas marroquíes. Una cosa parece evidente y es que alguien está interesado en que las protestas no continúen, y para ello está intentando sembrar el caos y la violencia en Marruecos para evitarlo.

Argelia: Buteflika intenta comprar la paz con subsidios

El efecto contagio desde Túnez llegó poco después de que comenzaran allí los levantamientos y en un primer momento parecía que ambas revueltas iban de la mano. Las situaciones en uno y otro país parecían bastante similares y las protestas parecían seguir el mismo patrón que el del resto de países árabes: levantamientos contra la corrupción, contra la falta de libertades y de derechos humanos y de oportunidades laborales.

Estos primeros levantamientos en Argelia se produjeron vinculados a una subida en el precio de los alimentos, lo cual fue atajado por el régimen a tiempo y evitó que las protestas fuera más allá en aquel momento. En abril el Presidente Abdelaziz Buteflika de 73 años volvió a pronunciar un discurso, en el que prometía reformas en la ley electoral, de partidos y de la información, que se unían al ya prometido levantamiento del estado de emergencia en vigor en el país magrebí desde hace 19 años.

Las revueltas en Argelia no han conocido la amplitud de otros países en el Norte de África ni en Oriente Medio y ello se debe, en primer lugar, porque aún queda en el recuerdo de los argelinos el episodio democrático de finales de la década de los 80, y la violencia que reinó posteriormente aumenta las reticencias a nuevas aventuras democráticas. En segundo lugar, Argelia es un país con grandes reservas de petróleo, lo cual está permitiendo al régimen subsidiar productos de primera necesidad o oportunidades laborales para los jóvenes.

Conclusión

Ahora bien, los árabes han salido a la calle y las revueltas de la dignidad se han extendido por toda la región con un mismo canto: piden respeto, oportunidades laborales, el fin de la corrupción y de la falta de democracia y de libertades. A no ser que las concesiones políticas den todo esto a su población, los árabes ya han demostrado que son capaces de derrocar a los líderes que no les permitan alcanzar estos objetivos.

Ésta es una explicación sin ánimo de lucro

¿Quieres recibir más explicaciones como esta por email?

Suscríbete a nuestra Newsletter:


Ana Almuedo

Sevilla, España. Mediterránea por elección, española de nacionalidad y libanesa por residencia. Llevo trabajando en temas sobre Oriente Medio, resolución de conflictos y derechos humanos desde 2010. Actualmente vivo en Beirut, Líbano, y escribo mi doctorado para la Universidad de Exeter en Reino Unido, sobre la transformación del conflicto y los movimientos sociales en Líbano. Sígueme en @anaalmuedo


Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

twenty − four =

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.


Sobre nosostros

Con más de 2.000 explicaciones publicadas por más de 300 redactores de 45 países, United Explanations es la mayor plataforma online colaborativa de divulgación internacional en lengua española. Explicamos los asuntos internacionales con un enfoque de derechos humanos.


CONTACTO




Newsletter


¡Colabora con UNX!

Si tienes pasión por los asuntos internacionales y tienes formación o experiencia en la materia. ¡Únete a nuestro equipo haciendo click aquí!