11/08/2020 BARCELONA

España vuelve a los 60: willkommen in Deutschland

La población española, poco propensa a la movilidad geográfica, está sufriendo el mayor índice de desempleo de Europa. Ello conlleva que muchos jóvenes emigren al extranjero tal y como lo hicieron sus abuelos buscando trabajo. Alemania ha anunciado la necesidad de cubrir hasta 800.000 puestos de trabajo hasta el 2025. Muchos jóvenes españoles y se han apuntado a clases de alemán.

Willkommen, spanier

¿Eres médico o ingeniero Industrial, informático, químico (…) con pasión por tu carrera? ¿Tienes conocimientos y/o experiencia demostrable, pero en España no encuentras tu oportunidad? Entonces tienes un billete de ida a uno de los países con mayor salida en Europa. ¡Bienvenido a Alemania!

¿Oportunidad o huida? Una dicotomía difícil de explicar teniendo en cuenta que hablamos de la “generación perdida”. Una generación de profesionales con carreras, máster y doctorados, pero sin la opción de poder desarrollar su trayectoria laboral.

Mientras que en los años 60 se lanzaba un llamamiento para reclutar peones y jornaleros españoles, hoy Alemania necesita profesionales técnicos cualificados y con un título debajo del brazo, para cubrir 800.000 puestos de trabajo hasta el 2025. Dos requisitos son los esenciales:

  1. Candidatos que vengan de los países del sur y este de Europa, donde las oportunidades de empleo están en horas bajas y la pérdida de talento es un hecho.
  2. Tener un buen nivel de alemán. Algo complicado para nosotros, un país tembloroso a la hora de enfrentarse a los idiomas.

Hoy por hoy Alemania intenta mejorar la formación y promocionar la integración laboral femenina. Aun así, considera que sufre un agujero de personal cualificado. Los sindicatos responden diciendo que, aunque el motor alemán siga dando buenos rendimientos en lo que a crecimiento económico se refiere (su economía creció un 3,6% en 2010), los niveles de empleo todavía siguen estando por debajo de los que había cuando estalló la crisis (actualmente el desempleo es del 7,4%, pero con 2 millones de desempleados menos que en España). El discurso sobre “el agujero de personal cualificado”, según los sindicatos, es una treta empresarial para mantener la precariedad laboral a costa de los inmigrantes. Sin embargo, sí es una realidad que muchos de los jóvenes españoles que se han sentido “abandonados”, ya se han hecho un hueco en el mercado laboral alemán y disfrutan por tanto de la especialización y la formación práctica que tanta falta hace en nuestro país.

Dicho esto, habría que plantearse ¿Cómo afecta esto a España? ¿Estamos hablando de una fuga de cerebros? ¿Además de una merma de la base de nuestra pirámide poblacional, sufriremos otra  en personal cualificado?

El debate sobre la fuga de cerebros

En la actualidad 1,6 millones de españoles viven fuera de su país, según el Censo Electoral de Españoles Residentes en el Extranjero (CERA). Entre los meses de abril de 2008 y abril de 2010 cerca de 120.000 españoles abandonaron su tierra en busca de nuevas oportunidades en el extranjero. Ese es el valor que estima Adecco, el gigante suizo de recursos humanos, acerca de la emigración española. Por otro lado, el Insituto Nacional de Estadística (INE) estima que entre los años 2008 y 2009 el total de españoles que emigraron fue de cerca de 70.000. Y eso que los españoles no han sido, históricamente, una población propensa a la movilidad geográfica.

Adecco, indica que este éxodo inquieta no sólo a los demógrafos sino también a los expertos en recursos humanos, que identifican en esta tendencia una nueva oleada de ‘fuga de cerebros’. Por otro lado,  la ministra española de Ciencia e Innovación, Cristina Garmendia sostiene que “No tememos una fuga de cerebros. España es un país que atrae talento” y apuntó que la propuesta alemana ha sido bien recibida por el Gobierno español porque “todo lo que signifique oportunidades para nuestros profesionales lo vamos a apoyar”, pero insistió en que España actualmente es uno de los países elegidos por investigadores europeos para completar su formación.

Ya en el año 2005 la Federación de Jóvenes Investigadores-Precarios indicaba que España era el país de la Unión Europea con mayor pérdida de jóvenes investigadores, dada “la escasa inversión” en desarrollo científico.

Alemania, tierra de acogida de españoles

Berlín acoge a miles de españoles, en su mayoría andaluces y catalanes. Es una ciudad abierta, donde el nivel de vida es asequible y hay más oportunidades de empleo joven.

El gobierno alemán fomenta el empleo joven. A día de hoy la tasa de paro entre los jóvenes alemanes de hasta 25 años es del 10%. En España, supera el 42%

Se abre una puerta para los jóvenes españoles que se aleja del pesimismo que se respira en el ambiente, empoderando a las nuevas generaciones que resultan diametralmente opuestas a las que algunos denominan “NiNi”. Recuerda a los 60, cuando la desesperación unida a la “solución laboral” que ofrecía Alemania, hizo que “con una mano delante y otra detrás” muchos salieran y construyesen una nueva vida fuera de nuestras fronteras, abiertos a lo que la vida deparase. Hoy, además de aventurarse, esto supone encontrar la posibilidad de crecer profesionalmente.

Muchos de los españoles que residen en el país teutón, se consideran felices tras haber tomado la decisión de emigrar y aconsejan arriesgar e irse. Hablan de responsabilidad, compromiso, civismo y frío, conceptos que hay que asumir antes de dar el paso.

Ni todos se van a Alemania ni todos son jóvenes

Pero no todos los emigrantes españoles acaban escogiendo como destino el país germánico. De hecho Alemania ocupa el quinto lugar en cuanto a destino del éxodo español. Los dos principales destinos de los jóvenes españoles son de lengua inglesa, el Reino Unido y Estados Unidos. Países a los que les sigue la vecina Francia y la lejana Argentina. Venezuela y Ecuador son otros destinos latinoamericanos que acogen a los jóvenes de nuestro país. Termina la lista Bélgica (en 7º lugar), Suiza (9º) e Italia (10º).

El perfil del emigrante español es de género masculino y joven (de entre ventitantos y trentaitantos) altamente cualificado -médico, biólogo, arquitecto o informático- al que ahora se le añade el perfil de ingeniero. Según datos del INE para el año 2009 sólo el 35,3% de los emigrantes españoles tenía entre 16 y 34 años. Así, el 39,2% tenían 35 años o más (17,5% entre 35 y 44 años) y un 25,4% tenían menos de 16 años. Vemos, pues, que aunque el perfil de joven emigrante es el más extendido en nuestro país también existe un volumen importante de familias que se desplazan al extranjero en busca de oportunidades laborales.

Ésta es una explicación sin ánimo de lucro

¿Quieres recibir más explicaciones como esta por email?

Suscríbete a nuestra Newsletter:


Cristina Buhigas Schubert

Madrid, España. Psicóloga de formación con Máster en Cooperación al Desarrollo, Acción Humanitaria y Migraciones. Mi experiencia laboral se ha ido desarrollando en departamentos de Recursos Humanos, RSC y Comunicación ¡Ahora atrapada por el Social Media! sin dejar de lado mi pasión por el tercer sector y las Relaciones Internacionales. He colaborando con varias ONGs, fundaciones, Organismos Internacionales y pequeñas asociaciones locales. Ilusión, creatividad y buen humor ¡mis grandes aliados!


Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

1 + fifteen =

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.


Sobre nosostros

Con más de 2.000 explicaciones publicadas por más de 300 redactores de 45 países, United Explanations es la mayor plataforma online colaborativa de divulgación internacional en lengua española. Explicamos los asuntos internacionales con un enfoque de derechos humanos.


CONTACTO




Newsletter


¡Colabora con UNX!

Si tienes pasión por los asuntos internacionales y tienes formación o experiencia en la materia. ¡Únete a nuestro equipo haciendo click aquí!