17/10/2019 BARCELONA

El día en el que se prohibió el burka…

Se cumple una semana de la polémica prohibición del burka y el niqab en los espacios públicos en Francia, y ya tenemos las primeras reacciones. ¿Más allá de un modelo de integración? ¿Un choque entre culturas? ¿Qué papel tiene la mujer en todo esto?


Ya en 2009, cuando el presidente Nicolás Sarkozy hizo públicas sus estrategias políticas para la segunda etapa de su mandato, declaró que “el burka no sería bienvenido en el territorio de la República francesa” y tras meses de un polémico debate, la ley fue adoptada por el parlamento el  14 de octubre de 2010. Hoy, seis meses más tarde, la ley ya está en la calle y ya se han producido los primeros altercados. Tres detenciones y una Unión Europea dividida y confusa por  la decisión que ha tomado el país galo.

“El velo integral es contrario a la dignidad de la mujer. La respuesta debe ser la prohibición”, Nicolas Sarkozy.

No pueden considerarse solo como “prendas”, ya que detrás de ellas, hay un mensaje sobre el que se ha centrado el debate en Francia y en otros países europeos; son el niqab y el burka.  El primero de ellos se utiliza por las mujeres del Golfo Pérsico porque es una tradición del islam wahabita, que promocionan los sauditas. El burka es una costumbre tribal pashtún y no musulmana, más común en Afganistán y la zona tribal entre ese país y Pakistán, que se ha exportado mínimamente al Magreb africano por los militantes de la guerra santa y es usado, aisladamente, en el sur de Francia.

Los antecedentes

Hace unas semanas pudimos conocer en United Explanations a Cecilia Baeza, politóloga, doctoranda y profesora del Instituto de Estudios Políticos de París Sciences. Nos explicó cómo Francia ha ido viviendo estos años  la convivencia entre la ciudadanía y cultura laica y la población musulmana y su arraigada tradición. Nos contaba que a finales de los 80, las adolescentes musulmanas asistían a las aulas con el yihab (velo parcial que cubre el cabello) . Como la escuela pública era y sigue siendo laica, se cuestionó si este hecho podía considerarse como proselitismo, así pues el Estado les dio autonomía a los directores de los colegios para iniciar un diálogo con estas alumnas y resolver el tema localmente.

Tras los atentados del 11 de septiembre todo esto cambió. Al mismo tiempo que la sociedad occidental experimentaba un miedo y un alarmismo social importante enfocado al Islam, la población musulmana se defendía mostrando,  de manera más exacerbada, su orgullo de pertenecia al Islam.

“A partir de entonces más muchachas llegaron a la escuela con velo. Aunque cuando se habló del tema parecía que eran miles, pero en realidad fueron aproximadamente 120 casos. Surgió el tema del maltrato a la mujer en los países musulmanes que luchan por sacarse el velo, sin embargo en Francia muchas reclaman llevarlo. Esto pareció como contradictorio al movimiento de emancipación de las mujeres. El debate generado en la opinión pública fue llevado a lo político y en abril del 2004 se aprobó la ley que prohíbe portar cualquier signo religioso en las escuelas, para ser equitativo con todas las religiones”.

Desde la revolución francesa y la separación del Estado en 1905, Francia se convierte en el país secular por excelencia. Un país que cuenta y lo sigue haciendo, con la mayor población musulmana de la Unión Además, símbolos como velo integral, es decir el niqab (que deja ver los ojos y llega hasta los tobillos) y la burqa (que cubre hasta los ojos), son una expresión religiosa más fuerte. Correspondería a una práctica religiosa más conservadora e incluso fundamentalista. Apartado totalmente de lo que se sentía o se pensaba en el país en ese momento.

¿Qué dice la nueva ley aprobada en Francia?

Concretamente, la ley estipula que “nadie puede, en el espacio público, llevar una vestimenta que disimule el rostro”. El espacio público constituye “las vías públicas así como aquellos lugares abiertos al público y los servicios públicos”.  Es decir, su uso quedaría prohibido en los transportes colectivos, los restaurantes, teatros, cines, estacionamientos, alcaldías, servicios públicos, hospitales, clínicas y laboratorios, museos, bibliotecas, estadios y salas de deportes. La infracción podría sancionarse con multas que oscilasen entre los 150 a 700 euros.  Un agente tiene derecho a rechazar el acceso a su oficina a una persona con la cara tapada así como negarse a realizar el servicio que la persona con burka solicita. No obstante, los agentes no pueden obligar a alguien a retirar el velo ni echarla del lugar.

se autoriza el uso de Burka y Nikab en el automóvil pero no al volante, en lugares privados, en habitaciones de hotel, en salones de una asociación o una empresa, salvo en la recepción al público.

Por otro lado, la ley es tajante con “las personas que obliguen a una mujer a cubrirse el rostro”. El segundo artículo instaura un nuevo delito ante la imposición de un velo integral, que se ha añadido al capítulo cinco del Código Penal sobre los atentados contra la dignidad de la persona. Es rotunda al señalar que es ilegal imponer esta prenda a una mujer “por medio de la violencia, amenazas o abuso de poder o de autoridad”. Aquellos hombres musulmanes infractores, están expuestos a un año de cárcel y a multas de hasta 30.000 euros. Una pena que podría doblarse en el caso de que las víctimas sean menores de edad.

Primer dia con la ley en vigor, primeras detenciones.

Al día siguiente de la entrada en vigor de la nueva ley, una docena de personas pertenecientes a la asociación “No toques mi Constitución”,  se manifestaron frente a la Catedral de Notre-Dame de París en contra de la misma. Eligieron la Catedral por el “porque es un lugar simbólico del poder que la religión católica tiene en el país”, dijo su portavoz, Rachid Nekkaz.

Tres mujeres fueron detenidas. Una de las detenidas llevaba un burka, otra un niqab y la tercerna un yihab (no prohibida). La detención se realizó no por portar los velos, sino por “participar en una manifestación no declarada”, según explicó la policía francesa.

“No tengo intención de dejar de llevar el burka. Pagaré la multa todas las veces que sea necesario”, indicó Nawal, una mujer arrestada con un velo integral.

De los cinco millones de musulmanes que viven en Francia, el velo integral concierne a una minoría de mujeres: las autoridades calculan que unas 2.000 personas llevan burka o niqab. Muchos miembros de la comunidad musulmana consideran que la medida resulta injustificada contra  la segunda religión en número de adeptos en el país.

¿Contradicciones con leyes europeas y locales?

Durante la presentación del informa anual de la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa, el comisario europeo de Derechos Humanos, Thomas Hammarberg, ha señalado que no le enorgullece “cómo se trata el velo islámico en Europa”, después de que en Francia haya seguido adelante con la prohibición del velo integral.

Hammarberg ha afirmado que esa medida “penaliza a las mujeres que lo llevan de manera voluntaria” ya que “atenta contra la vida privada” y “no liberará a las mujeres oprimidas”, sino que “puede agravar su exclusión”.

Durante el año 2010, el Consejo de Estado elaboró un informe del Consejo de Estado que sostenía que la prohibición general de la burka enfrentaría “graves riesgos” de violar la Constitución francesa y la Convención Europea de Derechos Humanos. El texto descartó que una veda pueda basarse en los principios de igualdad de género o de dignidad de las personas y recordó que, según el propio gobierno, la mayoría de las mujeres que visten la burka en Francia lo hace voluntariamente. También rechazó la posibilidad de invocar el principio de laicidad para una prohibición, ya que el mismo “no puede imponerse directamente a la sociedad o a individuos”, excepto por exigencia de servicios públicos como la educación.

¿Qué opinan otros países miembros de la Unión al respecto?

Si bien la ciudadanía francesa defienden esta ratificación argumentando su secularismo y su laicidad, otras sociedades europeas se asombran de una legislación que veda la libertad de culto y de vestirse como mejor les agrade.

– Bélgica: En 2010 se convirtió en el primer país con una ley que se articulaba en torno a multas leves de 15 a 25 euros y de uno a siete días de cárcel para las mujeres que lleven “el rostro cubierto o escondido, parcial o totalmente de manera que impida su identificación”.

– Holanda,  los partidos más conservadores han intentado volver a impulsar la medida. Tanto aquí como en Italia la ley ya prohíbe los velos y símbolos religiosos en las escuelas.

– Alemania  y Reino Unidos: No se han llevado a cabo ninguna iniciativa legislativa. En el caso de Alemania, donde viven más de cuatro millones de musulmanes de origen turco, la mitad de la población aboga por debatir la cuestión, aunque el gobierno no está enfocado en ese asunto.

– España: el uso del burka y el niqab es prácticamente inexistente. Hace unos meses el Congreso de los Diputados rechazó la que pretendía adoptar las medidas necesarias para prohibir en espacios públicos el uso del velo integral (niqab y burka), así como cualquier otro atuendo que oculte el rostro y dificulte la identificación de la persona y la comunicación visual, “por tratarse de una discriminación no amparada por la libertad religiosa, al ser contraria a la dignidad de las personas y la igualdad real entre hombres y mujeres”.

Opiniones para reflexionar: ¿Qué es lo que está en juego? ¿El papel de la mujer ó  el peso cultural?

– Para el ex ministro de inmigración Eric Besson, la burka es como “un ataúd ambulante”. Para Sarkozy es un “signo de esclavitud”.

– Esta legislación va a condenar a muchas mujeres musulmanas al encierro en su casa y muchas otras ya se han ido al exilio en Arabia Saudita o el Golfo. Otras se han resignado a usar solamente un foulard en la cabeza.

– Ayaan Hirsi, escritora somalí y principal defensora de la lucha contra la opresión y la sumisión de la mujer musulmana: ” El burka debería ser el punto de partida de un debate más amplio”

– Cecilia Baeza “No se quiere que esas mujeres trabajen o vayan a la escuela, tienen el derecho de llevar el velo en la casa. Si eso se hace en el nombre de la emancipación de la mujer no creo que se esté ayudando. Al contrario, hacen falta mecanismos que en concreto permitan que una mujer sea autónoma”.

-Nicolas Sarkozy:  “El uso de la burka constituye una forma de aprisionamiento contra las mujeres y contradice la extensa tradición de valores de igualdad y dignidad de Francia”. La prohibición ha gozado del apoyo de la ciudadanía desde que la medida fue aprobada por el Parlamento.

– Camile, de París: “¿Por qué voy a tener que quitarme el niqab? No soy una terrorista. No soy una criminal. No soy una ladrona. Yo, que hoy respeto todas las leyes, las leyes de Dios y las leyes de la República, voy a convertirme mañana en delincuente”.

– Cecilia Baeza: “Pienso que ha llegado el punto en que prohibir el velo u obligar a llevarlo son las dos caras de una misma moneda, es una tremenda imposición del Estado sobre el cuerpo de la mujer”  

 

 

Ésta es una explicación sin ánimo de lucro

¿Quieres recibir más explicaciones como esta por email?

Suscríbete a nuestra Newsletter:


Cristina Buhigas Schubert

Madrid, España. Psicóloga de formación con Máster en Cooperación al Desarrollo, Acción Humanitaria y Migraciones. Mi experiencia laboral se ha ido desarrollando en departamentos de Recursos Humanos, RSC y Comunicación ¡Ahora atrapada por el Social Media! sin dejar de lado mi pasión por el tercer sector y las Relaciones Internacionales. He colaborando con varias ONGs, fundaciones, Organismos Internacionales y pequeñas asociaciones locales. Ilusión, creatividad y buen humor ¡mis grandes aliados!


2 comments

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

11 + 6 =

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.


Sobre nosostros

Con más de 2.000 explicaciones publicadas por más de 300 redactores de 45 países, United Explanations es la mayor plataforma online colaborativa de divulgación internacional en lengua española. Explicamos los asuntos internacionales con un enfoque de derechos humanos.


CONTACTO




Newsletter


¡Colabora con UNX!

Si tienes pasión por los asuntos internacionales y tienes formación o experiencia en la materia. ¡Únete a nuestro equipo haciendo click aquí!